Entrevistas

15/03/2012

Entrevista a José Blas Valero Megías, Presidente de la Unión Federal de Autoescuelas Andaluzas.

jose-blas-valero-mejias

Casado y padre de tres hijos. Diplomado en Relaciones Laborales, por la Universidad de Granada y Experto en Educación Vial, por la Universidad a Distancia. Es director de Escuelas Particulares de conductores desde 1982 y formador de Mercancías Peligrosas desde 1997. En 1990 fue elegido presidente de la Asociación Provincial de Autoescuelas de Granada y seis años después fue nombrado vicepresidente de la Unión Federal de Autoescuelas Andaluzas (UFAA). Desde 2004 y 2005 es encargado de Formación de la Unión Federal de Autoescuelas Andaluzas y de la Confederación Nacional de Autoescuelas (CNAE), respectivamente. Ha sido responsable de la Comisión Negociadora del convenio colectivo Nacional de Autoescuelas, así como del convenio provincial. En la actualidad es el presidente de la Unión Federal de Autoescuelas Andaluzas y vicepresidente de la Confederación Nacional de Autoescuelas.

¿Qué le supone a usted este nuevo nombramiento como presidente de la UFAA y vicepresidente de CNAE?

La verdad es que ha sido una satisfacción enorme, sobre todo, porque supone el reconocimiento a nivel autonómico y nacional de la labor desempeñada por la Asociación Provincial de Autoescuelas de Granada.

Tras más de 20 años al frente de la Asociación Provincial de Autoescuelas, ¿cómo ha evolucionado el sector?

La evolución ha sido como la de la propia sociedad e imagino que como la de todos los sectores. Hemos sabido adaptarnos sin problema alguno a los avances tecnológicos, a la era de las comunicaciones, a los cambios en los vehículos, pero todo ello va, como no podía ser de otra manera, dirigido por la normativa que nos afecta, y hay situaciones como la obligación de tener camiones de prácticas de cambio manual, cuando en el mercado este tipo de vehículos son automáticos. Creo sinceramente que el gremio se ha adapta perfectamente a los cambios acontecidos, tanto a nivel social, cultural, legislativo y tecnológico y se ha demostrado la capacidad de reacción ante los mismos, aunque, como he dicho, la legislación va más lenta que estos cambios.

¿Cuántas autoescuelas engloba la Asociación Provincial? ¿Y la Federación Andaluza? ¿Qué les ofrece la Asociación y la Federación a las autoescuelas?

Aproximadamente el 94% de las autoescuelas de Granada están asociadas, así como un porcentaje similar a nivel autonómico. Ambas instituciones, y sin perjuicio de la plena autonomía de las autoescuelas, tienen como fi nes la coordinación, representación, gestión, tutela y defensa de los intereses generales e individuales de sus asociados. Tanto la Asociación como la Federación desarrollan y organizan cuantos servicios comunes resulten necesarios en beneficio de los Asociados, ofreciéndoles y poniendo a su disposición métodos y sistemas para la adecuada información y formación que, por su costo elevado puedan no estar a su alcance, pese a ser precisos para el mejor desarrollo de sus actividades.

¿Cómo está afectando la crisis al sector?

Nos está afectando de una forma muy directa y significativa. Las familias reducen gasto en todas sus partidas y la obtención del carnet de conducir es una de ellas y salvo casos de necesidad, ya no hay tanta demanda. Por otro lado, y para minimizar estas consecuencias, a través de la Asociación se están gestionando cursos de carnet profesionales, que se distribuyen entre las autoescuelas capacitadas para impartirlos.

¿Qué medidas impondría usted para intentar superar la crisis a nivel general? ¿Y para este sector?

Ojalá dispusiera de una varita mágica para encontrar una solución a esta crisis, pero a falta de ello, creo que con el esfuerzo de todos (empresas y trabajadores) y con la adopción de las necesarias medidas que generen confianza, supondría un primer paso muy importante. Para nuestro sector aplicaría lo mismo, esfuerzo, trabajo, dedicación e ilusión por lo que hacemos.

¿La crisis ha reducido el perjuicio económico que padece por una autoescuela cuando se produce la paralización de un vehículo por un accidente de tráfico?

El perjuicio económico que se sufre es el mismo o mayor al que se podía padecer años atrás, puesto que no hay que olvidar que si bien es cierto que hemos tenido que reducir el número de vehículos que componían la flota de la autoescuela y el número de profesores, las autoescuelas se han quedado con los vehículos necesarios para que los mismos se encuentren a pleno rendimiento.

De este modo si antes de la crisis una autoescuela contaba con un determinado número de vehículos y profesores, en la actualidad posiblemente dispondrá de la mitad, pero la reducción se ha efectuado de tal manera que a esos vehículos con los que cuenta se les esté sacando el mayor partido posible, incluso trabajando los profesores horas extras o contratando a dos profesores por vehículo de autoescuela, de forma que se puedan impartir más de 12 o 13 clases prácticas diarias, puesto que los empresarios en las actuales circunstancias prefieren que el vehículo de autoescuela se encuentre sobre explotado a tener que efectuar una inversión inicial para la adquisición de un vehículo, cuando quizás no tengan asegurada su plena ocupación impartiendo clases prácticas.

Por lo tanto y a la vista de lo indicado, es evidente que el perjuicio que en la actualidad una autoescuela pueda padecer como consecuencia de la paralización de uno de sus vehículos de autoescuela, es mayor que el que la misma pudiera padecer años atrás por el mismo hecho.

¿Cree que la reforma laboral y el resto de medidas implantadas por el actual Gobierno favorecerán a la superación de la crisis?

Por algún lado había que empezar, entendiendo que para la empresa puede ser beneficiosa la reforma laboral, pero habrá que estar a un medio plazo para ver si realmente funciona. Además, la flexibilización de las relaciones laborales será muy valiosa y positiva en este periodo de transición hasta la superación de la crisis.

¿Qué grado de participación tienen las autoescuelas en la disminución progresiva en los accidentes de circulación?

Muy importante y prácticamente fundamental. Algo que minimiza los riesgos de sufrir un accidente de tráfico es una formación óptima y adecuada y España ofrece una de las mejores. La profesión quiere implantar un doble sistema de calidad. Por un lado la obligación de un ciclo cerrado de clases teóricas entre 10 y 20 horas y de obligada asistencia presencial. Y de otro lado sería fundamental que a la hora de la renovación de los permisos existiera un reciclaje mímino (sin examen) entre 4 y 5 horas de asistencia a una autoescuela para recordar las normas y reciclarse respecto de las novedades. Aspectos como el buen estado de las carreteras, la prudencia y la responsabilidad son además muy significativos.

¿Por qué cree que las distintas campañas de concienciación y las propias administraciones no inciden en la importancia de las autoescuelas y de la formación que imparten para la disminución de accidentes?

Posiblemente porque dichas campañas parten de que la formación que se imparte por medio de las autoescuelas es la adecuada, centrándose más en aspectos que realmente no dependen de esta, sino del conductor, como el consumo de bebidas alcohólicas, el exceso de velocidad, la no utilización de los medios de protección, etc. Considero que no se ha producido un olvido por parte de la administración ni de las campañas publicitarias de la importante labor desarrollada por las autoescuelas, sino que se ha optado por hacer especial hincapié en la propia actitud del conductor.

¿Se da la misma formación vial en el resto de países de la UE? ¿Y en el resto?

Como he indicado anteriormente, en España se imparte una de las mejores formaciones viales a nivel europeo y prácticamente a nivel mundial. En el resto de países de nuestro entorno es muy similar a la nuestra, y en el resto de países, sobre todo, en países poco desarrollados o en vías de desarrollo, la formación no está muy avanzada.

¿Qué opinión tiene sobre la homologación de los carnets de extranjeros? ¿Qué incidencia puede tener?

Estoy de acuerdo con la homologación siempre y cuando la formación para la obtención del carnet sea similar a la nuestra, y en todo caso con algún tipo de examen práctico o teórico para valorar el nivel.

¿Estaría de acuerdo con que se implantara la formación vial en las escuelas como asignatura y que estuviera impartida por profesores de autoescuela?

No sólo estoy de acuerdo, sino que considero que es la asignatura pendiente de nuestra sociedad. El profesor de formación vial es el único profesional en la actualidad que cuenta con conocimientos tanto de formación como de seguridad vial para impartir la asignatura de formación-educación vial. Los profesores de formación vial se están adaptando a la sociedad actual, reciclándose y realizando continuamente cursos de formación, por lo que nadie mejor que ellos puede transmitir a nuestros jóvenes la importancia de una correcta educación vial. Estoy seguro de que si nuestros jóvenes adquiriesen desde prontas edades esta educación, formación y concienciación, evitaríamos muchos de los accidentes que se producen hoy en día y que destruyen familias.

Hace unos días tuvo eco una polémica porque una autoescuela ofertaba las clases prácticas del carnet de conducir con precios más elevados para mujeres, ¿qué opinión le merece? ¿Es hora ya de poner fi n al estereotipo de la mujer como peor conductora?

Esta noticia, más que noticia es anécdota y en absoluto la mujer tiene mayor dificultad para la obtención de carnet. La mujer es mucho más estudiosa, más constante, más prudente y más segura y su índice de suspenso es inferior que el de los hombres. Todos sabemos, y así ha salido en muchas ocasiones en estudios, que el índice de accidentes cometidos por mujeres es bastante inferior que el de los hombres.

¿Cuál es la asignatura pendiente de los españoles en cuanto a formación vial? ¿Las rotondas?

Creo que no tenemos unas lagunas significativas en formación vial, lo más que puede faltar es prudencia al volante. La vorágine del día a día, las prisas y la tensión acumulada nos hace tener bastantes accidentes de tráfico y eso por desgracia no lo podemos evitar las autoescuelas. Sobre las rotondas, la verdad, hay mucha gente que no sabe circular por ellas. El problema viene como consecuencia de que antes se daba formación teórica de las mismas, pero no prácticas porque no había rotondas en muchos lugares. Ahora es rara la calle que no tiene una y hay mucha gente que obtuvo el carnet hace más tiempo y se les hace un mundo

Por último, una de las primeras medidas que adoptó hace 20 años cuando fue nombrado presidente de la Asociación Provincial fue contratar los servicios de HispaColex, ¿qué hace que esta medida siga día de hoy?

Este sector está en continuo movimiento (en todos los sentidos) y necesitamos un servicio de asesoramiento jurídico rápido, inmediato y que nos ofrezca las máximas garantías ante cualquier duda o problema que nos surja. Nos hemos dado cuenta que con HispaColex lo hemos conseguido, ya que no sólo está plenamente identificado con el sector que conoce con total profundidad, sino que con su amplio equipo especializado nos ofrece una garantía absoluta en todos nuestros procesos y además de forma inmediata. Durante todos estos años se han resuelto más de 5.000 asuntos. Creo que a día de hoy la asociación es lo que es, entre otras muchas otras cosas, por la ayuda que HispaColex siempre nos ha ofrecido. Por esto, también la UFAA contrató sus servicios hace más de cuatro años.

ENTREVISTA DE LA GACETA JURIDICA DE LA EMPRESA ANDALUZA Nº34

Hispacolex