Entrevistas

01/12/2009

Ignacio Cuerva Valdivia. Consejero Delegado del Grupo Cuerva (Energía eléctrica)

ignacio-cuerva-valdivia

«Hay muchas oportunidades en el sector de las energías renovables»

Ignacio Cuerva Valdivia nació en Granada el 27 de julio de 1973. Es Ingeniero de Caminos, Canales y Puertos por la Universidad de Granada y EMBA por ICADE-Universidad de Comillas. Está casado y tiene dos hijas. Es, junto a su hermano Gerardo, Consejero Delegado del grupo empresarial Cuerva, una de las compañías de mayor antigüedad en el ámbito del sector de la energía eléctrica en nuestro país. Es vocal del Comité Ejecutivo de la Cámara de Comercio de Granada y ha sido Presidente de la Junta Gestora del Granada Club de Futbol durante los últimos nueve meses. El pasado día 13 de noviembre anunció que abandonaría este cargo a partir de la Asamblea convocada para el día 03-12-09.

¿Cuál es el secreto para que el Grupo Cuerva se haya mantenido a lo largo de tanto tiempo, desde su fundación a principios del siglo pasado, como una empresa de referencia en el mercado de la energía?

Mi abuelo empezó con todo esto, con una increíble visión de negocio. Fue un grandísimo empresario, un emprendedor nato, un hombre adelantado a su tiempo y con una capacidad de trabajo fuera de lo común. Mi padre tomó el relevo y con él llegó un impulso importantísimo del negocio. Qué le digo yo de mi padre. No creo que tenga usted tiempo de escucharme todo lo que le contaría y lo que para mí representa su figura.

El caso es que, tanto mi hermano como yo, que nos ha tocado en estos momentos estar al frente del grupo, y al igual que le ocurrió a mi padre, hemos tenido la tremenda suerte de encontrarnos con una organización a la que ellos impregnaron con una serie de valores. Creo que el reto permanente de mantener con dignidad esos valores y afrontar continuamente el desafío de un nuevo impulso de crecimiento en lo que en sí es el negocio, está siendo la clave para que la empresa haya tenido esta trayectoria. Dentro de esa filosofía, la empresa ha ido evolucionando con un equipo humano que, en cierto aspecto, han sido parte de la familia, con una entrega y profesionalidad de la que nos sentimos tremendamente orgullosos.

indicarnos cuáles han sido los últimos proyectos ejecutados por sus empresas?

En el ámbito de la distribución de energía, la llegada de importantísimos proyectos industriales y urbanísticos a nuestras zonas ha permitido que hayamos ejecutado una subestación en la localidad de Escúzar, con dos posiciones de 30 MVA. Además, hemos concluido también la línea de alta tensión que la alimenta, obra que ha sido un auténtico reto por su complejidad técnica y administrativa. Asimismo, hemos terminado con éxito el proyecto de implantación del sistema de telemando de las principales zonas eléctricas. Estas actuaciones en distribución representan un volumen de inversión superior a los 11 millones de euros. El grupo cuenta en la actualidad con más de 15.000 clientes conectados a red y hemos crecido en este sentido casi un 40% en los últimos 4 años.

En cuanto a la producción, hemos desarrollado en los últimos años numerosos proyectos de parques fotovoltaicos, con una potencia conjunta superior a los 6 MW. Hemos concluido la fase de desarrollo y tramitación de nuestro primer proyecto internacional y además, estamos terminando la implantación de un proyecto para la modernización y telegestión de nuestras centrales hidroeléctricas.

Su ámbito de actuación se propaga mucho más allá de nuestras fronteras, ¿En qué consiste el proyecto de Panamá?

Se trata de una central hidroeléctrica de 8.1 MW de potencia. Está ubicada en la provincia de Chiriquí. Es un proyecto precioso, no ya por el entorno natural, que lo es, sino por el enorme reto que supone para nosotros poder superar esta primera aventura internacional. Hemos concluido totalmente el proceso de tramitación y hemos obtenido la correspondiente concesión de aguas, lo cual le garantizo que no ha sido nada fácil. Actualmente, estamos en una fase avanzada para la obtención de financiación y esperamos comenzar las obras a mediados de 2010.

No obstante, por todos es conocido que el Grupo Cuerva está fraguando otros proyectos internacionales ¿Es posible que nos adelante algo?

Creemos que hay muchas oportunidades en el sector de las renovables fuera de nuestro país. España ha sido pionera en muchos aspectos del sector, y muchos países están ahora favoreciendo la introducción de este tipo de energías. Todo eso te permite ver algunos mercados en los que ya partes con la ventaja de saber cómo ha evolucionado antes en nuestro país, y por tanto intuyes algunas oportunidades de negocio.Nos haría mucha ilusión poder abordar nuevos proyectos en América, aunque somos conscientes que dado nuestro tamaño, hay que plantearlo desde ese punto de vista y con una estrategia muy pensada para que sea posible.

¿Considera que el sector de la energía renovable ha contado y cuenta con el suficiente apoyo por parte de los diversos gobiernos nacionales?

Como le decía, España marcó una estrategia en este sentido hace muchos años, creo recordar que desde 1982, con la Ley de Conservación. En general, el sector ha contado con un apoyo por parte de la legislación, que ha permitido que seamos un país referente en este sector. Pero también le digo, que es un sector en el que no hay mucha coherencia entre el supuesto interés de todos los gobiernos en favorecerla y la realidad a la que nos enfrentamos los empresarios.

La dificultad administrativa para el desarrollo de proyectos es tremenda y, especialmente en los últimos años, estamos sufriendo una clara inestabilidad en el marco regulatorio que genera una incertidumbre tremenda a la hora de afrontar proyectos que requieren inversiones importantísimas. Sin duda, esto no va a favor del sector.

El Gobierno está disminuyendo su apoyo para la instalación y producción de energía solar fotovoltaica, dado que el nuevo Real Decreto 6/2009 dictamina no solo una reducción en la instalación de centrales generadoras de esta energía, sino que también plantea una importante disminución del subsidio que se le hace a las empresas ¿Considera que dicho Real Decreto es una marcha atrás en el sector de las energías renovables?

Lo primero que tengo que decirle es que no me parece correcto afirmar que las renovables reciban un subsidio. Una cosa es que exista una ayuda a ciertas tecnologías jóvenes para que puedan desarrollarse y otra bien distinta espensar o trasladar a los usuarios la idea de que las renovables viven subsidiadas.En cuanto al RD 6/2009, estamos en desacuerdo con el sistema de cupos que impone a todas las tecnologías, y que ya fue impuesto antes a la fotovoltaica en 2008. Toda esta regulación y el sistema de cupos se hacen incompatibles si queremos trasladar los objetivos europeos al Plan de Energías Renovables 2011-2020.

En mi opinión la actual legislación, más que una marcha atrás en el sector de las energías renovables, no ha hecho sino poner más barreras a la consecución de dichos objetivos. A la complejidad administrativa en la tramitación de proyectos se añade un marco regulatorio inestable que va a dificultar enormemente poder alcanzar los objetivos del 20% de energías renovables en el año 2020.

¿Cómo está afectando al Grupo Cuerva la liberalización del sector eléctrico?

Este proceso ha sido probablemente el reto más importante en las últimas décadas, no sólo para nuestro grupo, sino para todos los pequeños distribuidores de nuestro país. A través de CIDE, sociedad que aglutina a más de 200 de estas empresas, se decidió una estrategia conjunta para abordarlo. Fruto de esto se ha creado CHC Energía, una nueva compañía comercializadora de electricidad desarrollada por el conjunto de pequeñas distribuidoras y por Hidrocantábrico.

Grupo Cuerva cuenta con una participación relevante en esta nueva sociedad. Actualmente, CHC es una de las mayores compañías comercializadoras de energía de España, con casi 500.000 clientes. Mediante CHC, estamos siendo capaces de comercializar energía a nuestros clientes, ofreciendo precios competitivos gracias a la cobertura de compras de energía que nos proporciona un socio como Hidrocantábrico y un volumen de clientes tan importante como el que los todos los pequeños podemos tener en conjunto.

Visto todo lo anterior, no sabemos cómo tuvo tiempo para meterse a salvar al Granada Club de Fútbol de la desaparición, pero el caso es que lo ha conseguido ¿Cómo podría resumirnos su trayectoria al frente de esa Institución durante estos meses?

La verdad es que ha sido una experiencia muy intensa. Hemos vivido una etapa relativamente corta al frente del club, pero e aseguro que no ha existido un momento de respiro dadas las circunstancias a las que nos hemos tenido que enfrentar. Por todo ello, en lo personal creo que ha sido una experiencia enriquecedora, en la que he aprendido muchísimo y en la que he tenido la suerte de conocer a fondo un equipo de trabajo excelente.

Si tuviera que elegir un mejor y un peor momento de su etapa al frente del Granada Club de Fútbol, ¿Cuáles serían?

El peor momento fue cuando recién entrado compruebas que la situación de insolvencia tan grande que arrastra el club, implica la consecuente obligación de comunicar al juzgado la misma, pues a ello te obliga la Ley Concursal. Ahora bien, a pesar de ser una situación difícil, no nos tomamos esto como una derrota. Fue duro, pero lo afrontamos con la convicción absoluta de que, además de ser nuestra obligación, era la mejor defensa posible de los intereses del Club. También le digo que fuimos rigurosamente asesorados por HispaColex, algo que en todo momento nos ha dado un respaldo y seguridad muy fuertes en este tipo de decisiones.

Del otro lado, hemos vivido momentos muy satisfactorios. Probablemente, y dada la importancia que tenía, la Asamblea del mes de julio pasado, en la que se refrendaron por unanimidad todos nuestras actuaciones, representa para nosotros algo muy señalado. Hicimos un trabajo muy concienzudo durante las semanas previas y sentimos que todo salió mejor de lo que podíamos esperar.

¿Podría resumirnos cuáles han sido los motivos que le han llevado a presentar su dimisión como presidente de la Junta Gestora del Granada Club de Fútbol, después de los esfuerzos y sacrificios realizados, la brillante gestión llevada a cabo y los exitosos logros conseguidos, en un equipo que estaba prácticamente en la ruina?

Creo honestamente que era lo mejor para todos. Siempre dije que entendía mi permanencia en el club vinculada a los objetivos y a las circunstancias que marcaron mi entrada. Ahí está la razón esencial. Se superó el hito de concluir “vivos” la temporada y una vez enfocado el concurso de acreedores y estando ya claramente en marcha el proyecto que respalda Gino Pozo, creo que había llegado el momento de dejarlo, por tanto creo que mi marcha se produce en el mejor momento. Además, los inversores actuales mantienen un compromiso a día de hoy rotundo desde el punto de vista económico para tirar del club. Todo esto facilita que el Granada esté en un momento de paz y estabilidad suficiente como para permitir que exista una transición lógica hacia lo que representa un equipo de gestión renovado que debe liderar y marcar el sello de este proyecto.

Según su trayectoria y experiencia ¿Cuál cree que es el mejor camino a seguir para que el Granada Club de Fútbol sea un equipo de Primera?

Pienso que es fundamental trazar un proyecto que al menos vaya a tres o cuatro años de horizonte. El club siempre ha dado la sensación de querer hacer las cosas con prisas, ascender cueste lo que cueste pero sin tener en absoluto capacidad de afrontar ese tipo de planteamiento. Esto nos ha llevado durante más de veinte temporadas arrastrando al club al abismo, incrementando sus problemas hasta lo inimaginable y hasta casi hacerlo desaparecer. Pienso que Gino Pozo conoce perfectamente este mundo del fútbol, y él es el primero en decir que en esto, como un juego que es, las cosas pueden no salir según lo previsto, pero hay que perseverar el proyecto, y efectivamente todos confiamos en que así va a ser. Espero que tengan la mejor suerte posible y que todo este río de ilusión que se ha generado se plasme en un ascenso y en la consolidación del club. Sin duda la suerte de ellos será la del club.

ENTREVISTA-DE-LA-GACETA-JURIDICA-DE-LA-EMPRESA-ANDALUZA-Nº21.pdf

Hispacolex