Noticias HispaColex

20/10/2006

SEXTA EDICIÓN DESAYUNOS HISPACOLEM

Hispacolem celebró el pasado 6 de octubre una nueva edición de los Desayunos Hispacolem, una iniciativa cuyo objetivo es consolidarse como foro de debate desde el que se pueda conocer los puntos de vista de destacados miembros de la vida jurídica y empresarial de Granada y Jaén. El invitado a esta sexta edición, fue don Francisco Hernández Guerrero, Fiscal del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía especializado en Delitos Informáticos.

Entrevista a don Francisco Hernández Guerrero, Fiscal del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía con sede en Granada. Especializado en Delitos Informáticos.

Don Francisco Hernández Guerrero ha dedicado gran parte de su carrera profesional al estudio y persecución de los delitos informáticos. Asimismo ha participado como ponente en numerosas Jornadas de especialización sobre delitos informáticos, las más recientes en junio de 2006, en un curso de especialización para fiscales, y en estas fechas, en las jornadas que se acaban de celebrar en Granada sobre cibercrimen y ciberterrorismo, dedicadas a la especialización de los cuerpos y fuerzas de seguridad del Estado sobre la criminalidad informática a las que asistieron entre otros: los agentes de la Brigada de delitos informáticos y tecnológicos de la Policía Nacional; la Unidad de Delitos telemáticos de la Guardia Civil; la Unidad de Ciberterrorismo de la Guardia Civil, así como las unidades especializadas de distintas policías autonómicas e incluso un Fiscal Federal representante del Departamento de Justicia de los Estados Unidos.

¿Cuál ha sido el objetivo de estas jornadas sobre la especialización en ciberterrorismo celebradas en Granada?

La Fiscalía General del Estado ha organizado estas jornadas que han contado con especialistas en la carrera fiscal en España y EEUU, profesores de Universidad, miembros de la Unidad de Policía Judicial especializada en Cibercrimen y Ciberterrorismo, así como de los Servicios de Inteligencia Españoles (CNI), con el fin de profundizar en el entendimiento de los mecanismos tecnológicos y legales que permitan ofrecer una respuesta coordinada y rápida de las fuerzas y cuerpos de seguridad del estado al cibercrimen.

¿Existe algún tipo de unificación entre los distintos cuerpos y fuerzas de seguridad del estado en Materia de Delincuencia Informática?

Realmente hay disposición de los cuerpos y fuerzas de seguridad del estado para cooperar en dicha materia, pero no existe una unificación formal y jerarquizada en materia de ciberdelincuencia, como tampoco existe en otros ámbitos de investigación, si bien, la mayor comunicación y colaboración es uno de los objetivos prioritarios en este tipo de actuaciones, tratando siempre de evitar una innecesaria duplicidad y solapamiento de actuaciones que supone siempre una importante quiebra a la celeridad y eficacia de las investigaciones. En definitiva, se trata de optimizar los recursos de los que se dispone, por lo que una colaboración que parta de la perfecta información entre las distintas unidades especializadas, es esencial para cualquier campo de investigación policial, no solo en el ámbito informático.

¿Son suficientes los medios de los que disponen los agentes para afrontar esta nueva forma de delincuencia?

Por desgracia los medios son siempre menos de los deseados, pero existen unidades en todos los cuerpos muy especializadas y bien cualificadas, tanto en los ámbitos de unidades centrales, dedicadas a las grandes investigaciones nacionales e internacionales como en los grupos o divisiones autonómicos y provinciales más centradas en los delitos pequeños pero cuya colaboración para la detección de las grandes fraudes y delitos informáticos es esencial. A la vista del volumen de información que estos grupos manejan, la carencia de medios suele ser sobre todo en cuanto a unidades de personal. Por otro lado, en la investigación de los delitos informáticos colaboran activamente grandes proveedores, interesados también en la mejora de sus servicios, y que a la vez funcionan como conexión y comunicación entre los usuarios que han sufrido los actos criminales usando los soportes y sistemas informáticos.

En cuanto a la formación técnica de los cuerpos de seguridad del estado, ¿existe un nivel suficiente de preparación para combatir un ámbito de delincuencia tan cambiante y sujeto a constantes evoluciones?

Obviamente ese es uno de los campos en los que mayores esfuerzos se hace, pues es evidente que el mundo de los delitos telemáticos está en constante cambio, siendo necesario una permanente política de formación que permita no quedare anclado en la investigación de estos tipos penales, aunque actualmente podemos afirmar que el nivel de preparación y el esfuerzo que se hace por mejorarlo es adecuado, existiendo incluso técnicas de investigación exportadas a otros países, como la desarrollada por la Guardia Civil a través de su programa “Hispalis”, para la detección de pornografía infantil.

¿Cuáles son los tipos delictivos más usuales o habituales entre los delitos informáticos?

Cada vez son más las personas que utilizan los sistemas informático e internet como medio para la comisión de delitos contra los intereses públicos y privados. Entre las figuras más comunes, por desgracia, nos encontramos con los problemas de la pornografía infantil, las estafas a través de medios informáticos, la revelación de secretos e incluso la captación de personas para la realización de trabajos para organizaciones criminales, debiendo destacarse en este campo los supuestos en los que las personas son reclutadas para participar en transacciones económicas nacionales e internacionales, pudiendo incurrirse en delito de blanqueo de capitales, con conductas incluso meramente imprudentes, al participar en dichas actuaciones en busca de un fácil enriquecimiento y no atendiendo a la abundancia de indicios existentes sobre la procedencia delictiva del dinero. También es muy común el intento de apropiación de datos para la ilegítima entrada en las cuentas de banca por internet, con el ánimo de transferir luego los fondos de dichas cuentas a las de terceras personas para cobrarlo dichos fondos en efectivo.

¿Cómo se realiza la investigación policial de este tipo de delitos?

Como en casi todos los delitos, podemos hablar de dos grandes vías, una la que nace de la denuncia particular o de grupos de perjudicados ante la existencia de un posible delito informático, y que pone en marcha la maquinaria policial y judicial habitual para su esclarecimiento; y otra que consiste en las constantes actuaciones de la policía en averiguación de presuntos delitos informáticos, navegando por la red tratando de encontrar indicios de algún delito en las denominadas “ciberpatrullas”.

¿Se puede confiar en la banca por internet?

No hay porqué desconfiar de la banca electrónica, siempre que se tenga un mínimo de conocimientos, y no se haga un mal uso del sistema, por exceso de confianza del usuario hacia el banco. Los sistemas de seguridad que utilizan los bancos en España, son más que suficientes como para garantizar unas transacciones económicas seguras, estando el principal riesgo en nuestra falta de atención al realizar las actividades, contestando en ocasiones a falsos requerimientos de información que llegan hasta a incluir en sus textos burdas faltas de ortografía.

Hispacolex