Penal

14/04/2011

Delito en la firma de contratos civiles

Fotografía en un ángulo contrapicado de un empresario realizando una firma en un documentoLos riesgos referentes a la firma de los adminsitradores de la empresa

Diariamente, los administradores de todas las mercantiles firman una gran cantidad de acuerdos, contratos, convenios, documentos al fin y al cabo de los que es difícil observar y cuantificar los posibles riesgos que su firma comporta. En la mayoría de ocasiones, no somos conscientes de la responsabilidad  que puede alcanzar la firma de determinados contratos, confiando siempre en que el incumplimiento de dichos contratos no tendrá mayor repercusión que la derivada del proceso civil, obviando la posible trascendencia en cuanto a la responsabilidad criminal que pudiera derivarse.

Cometemos un error si pensamos así, pues la firma de contratos civiles, conociendo de antemano la nula posibilidad de cumplir con lo expuesto en el contrato mismo, podría constituir un hecho delictivo de los previstos y penados en el Código Penal, como es el DELITO DE ESTAFA, delito que se puede perfeccionarse con la simple firma de distintos negocios jurídicos, colaborando o induciendo a realizar un acto de disposición económico en perjuicio de un tercero, o de la otra parte contratante.

Un caso muy común es el que se da en las mercantiles en referencia a aumentar el patrimonio o capital social de la empresa para así conseguir facilidades de financiación en las entidades bancarias. Ello podría suponer además una falsedad documental, comprometiéndose a posteriori mediante negocio jurídico a obtener esas facilidades de liquidez, referente al patrimonio social que se ha presentado en la entidad financiera.

No debemos olvidar que el empresario adquiere una importante responsabilidad a la hora de plasmar su voluntad en los diferentes documentos que firma, pudiendo alcanzar incluso responsabilidades penales en el ámbito de su actividad, por lo que se hace necesario el mejor asesoramiento jurídico posible de manera previa a la adopción de la mayor parte de las decisiones mercantiles a adoptar, debiéndose conocer por tanto, sus responsabilidades y obligaciones de la misma forma que sus derechos.

Desde HispaColex, el mayor despacho de abogados de Granada, y su departamento especializado en derecho penal, podrá asesorarle previamente a la firma de cualquier contrato.

Hispacolex